Diarrea

La respuesta Dietética

La excreción repetida de heces líquidas se suele acompañar de grandes pérdidas de líquidos y electrolitos, y con frecuencia, puede ser causa o consecuencia de un cuadro de malabsorción (determinados nutrientes de la dieta no se pueden aprovechar). El tratamiento se desarrolla en varias fases:

  • Fase I: Ayuno de 6 a 24 horas en función de la gravedad de los síntomas y reposición de líquidos según las pérdidas.
  • Fase II: Dieta líquida, durante 2 ó 3 días (soluciones de rehidratación oral, infusiones suaves, zumos colados diluidos no azucarados ni ácidos, caldos desgrasados no concentrados, caldo de arroz y zanahoria, agua de limón con un poco de azúcar).
  • Fase III: Inicio de la ingesta sólida (arroz y patata cocidas y en forma de puré fino, zanahoria cocida, sémola y tapioca, pasta fina para sopa en caldos suaves y desgrasados, pescado blanco o pollo hervido sin piel, tortilla elaborada con poco aceite, pan tostado o del día anterior, manzana rallada algo oxidada y puré de manzana, compotas sin azúcar, manzana al horno, plátano, membrillo).
  • Fase IV: Introducir progresivamente mayor variedad de alimentos, hasta lograr una ingesta equilibrada y adecuada.

Si la diarrea tiene origen dietético es necesario conocer el alimento responsable y corregir cualquier tipo de alteración nutricional que pudiera producirse. (Ver capítulo de Alergias).